¿Se puede fumar mientras conduces? Tabaco y conducción

Si eres fumador y conductor, seguro que alguna vez te has planteado esta cuestión. 

Mientras estás conduciendo, encender un cigarrillo, tirar la ceniza, fumar o apagarlo son acciones que pueden distraernos. Pero, ¿qué opina la DGT al respecto? Nosotros te lo contamos, posibles sanciones y riesgos de fumar mientras conduces.

Fumar conduciendo y la DGT

El 60% de los accidentes se producen por distracciones al volante como puede ser beber, comer, usar el teléfono, cambiar la música o fumar. Incluso, según la DGT, una de las distracciones más habituales es fumar, ya que de media un cigarro dura 3 o 4 minutos en los que puedes sufrir una distracción y se entiende que el conductor no está prestando toda la atención que debería a la carretera.

Por tanto, según la DGT, el conductor que esté fumando mientras conduce puede ser sancionado no por el hecho de fumar pero si por ser un posible ejemplo de distracción al volante.

Riesgos de fumar en el coche

Además de los riesgos que todos conocemos, el tabaco está formado por unas 250 sustancias nocivas y en torno a 70 son cancerígenas.

Dejando esto claro, la práctica habitual de fumar conduciendo puede aumentar considerablemente el riesgo de sufrir enfermedades relacionadas con el corazón, tumores, bronquitis crónicas y otro tipo de enfermedades relacionadas con el sistema respiratorio.

El coche, al tratarse de un habitáculo pequeño, especialmente si fumamos con las ventanillas subidas puede hacer que se sature de aires nocivos y aumentar la cantidad de gases nocivos que respiramos.

En algunos países ya se ha empezado a regular este tipo de actividades y en lugares como Reino Unido, Francia, Australia, Estados Unidos y Canadá, se está empezando a penalizar fumar en el coche si en el interior del vehículo hay menores o embarazadas.

Multas por fumar conduciendo

Como ya hemos visto, realmente no te pueden multar por fumar conduciendo, pero no es nada recomendable y puede ser un riesgo evitable a la hora de conducir.

Si analizamos fríamente el proceso de encenderse un cigarro nos daremos cuenta de que estamos bastante rato sin prestar toda la atención que debiéramos a la carretera.

Sacar el cigarro y el mechero supone unos 4 - 5 segundos, encenderlo otros 3 - 4  segundos y fumarlo 3 - 4 minutos, dónde tenemos que echar la ceniza y dónde podríamos quemarnos aumentando considerablemente el peligro de accidente.

Aunque no hay nada tipificado en el código de circulación, en el caso de lanzar una colilla por la ventanilla podemos ser sancionados con 200 € y la retirada de 6 puntos de carnet según la nueva normativa DGT.

Al tirar una colilla por la ventana no sólo estamos ensuciando el entorno, si no que podemos iniciar un fuego sin querer, especialmente en lugares muy secos y en los meses de mayor calor.

Desde Flexicar queremos recomendar a los conductores no fumar mientras conduces ya que puede ser peligroso tanto para los que van en el coche como para el resto de usuarios de la vía pública.

Si queremos echarnos un cigarro durante un viaje largo, es recomendable parar y hacerlo de la manera más segura posible.

Atención telefónica:
91 060 52 22
Lu a Sa: de 9:00 a 20:30h.
Do: de 10:00 a 14:00 y de 16:30 a 20:30h.