Consejos para lavar el coche

Aunque muchas personas no le dan la importancia que se merece, lavar el coche es una parte fundamental del mantenimiento de nuestro vehículo.

No sólo se trata de una cuestión estética, lavar el coche con frecuencia puede evitarnos futuros problemas con la carrocería o incluso el chasis.

Aunque la opción más cómoda para limpiar nuestro coche es acudir a un túnel de autolavado cada vez hay más personas que optan por lavar el coche a mano.

Hoy queremos hacerte algunas recomendaciones y consejos para lavar tu coche de la manera más eficiente y económica  posible.





Como ya hemos comentado, lo más cómodo es acudir a un túnel de autolavado, pero su precio suele rondar entre los 5 y 10 €, mientras que si utilizamos las mangueras y lanzas para limpiarlo a mano podemos gastarnos entre 1 y 3€ dependiendo de nuestra rápidez y habilidad.

¿Cómo puedo limpiar mi coche?
¿Cómo puedo limpiar mi coche?

Lavar coche: Limpieza exterior de coche

Ya hemos mencionado anteriormente que lavar nuestro coche no es sólo una cuestión de estética y puede ser una parte fundamental a la hora de realizar un correcto mantenimiento e incluso prevenir accidentes.

Por ejemplo, unos faros sucios reducen hasta en un 30% la visibilidad y algunos sensores y cámaras pueden reducir su efectividad hasta en un 20%.

Lavar coche: Limpiar carrocería del coche

Para limpiar la carrocería de nuestro coche, en el caso de que no queramos acudir a un túnel de autolavado, tenemos dos opciones:

Limpieza tradicional. Para este tipo de limpieza solo necesitamos una manguera, una esponja, algo de jabón y un barreño con agua.

Lo más recomendable es empezar mojando toda la carrocería con la manguera para darle un primer enjuague y empezar a reblandecer toda la suciedad.

A continuación, en nuestro barreño haremos una mezcla de agua con jabón y empezaremos a frotar de arriba abajo toda la carrocería utilizando una esponja o cepillo.

En el caso de que utilicemos un cepillo es muy importante fijarnos en que no estamos rayando la pintura y deberemos de tener mucho cuidado por si hubiera restos de arena pegadas en la carrocería que pudieran rayar la pintura al frotar.

 

Limpieza en un box de lavado. En muchas gasolineras existen puntos de lavado ya acondicionados para realizar la limpieza exterior de nuestro coche.

Suelen contar con una manguera de agua a presión y un cepillo  con diferentes modos entre los que suele haber “prelavado” “lavado”, “aclarado” y “abrillantado”.

Es muy importante que sigamos el orden de los modos ya que en cada fase el agua contiene unos productos específicos.

Lavar coche: Limpiar ruedas del coche y las llantas

Aunque cada vez es más dificil, una incorrecta limpieza de las llantas puede provocar problemas en el sistema de frenado del coche.

La suciedad y partículas generadas por el propio desgaste de los discos puede acumularse y entorpecer el correcto funcionamiento del freno, aunque esto es muy poco probable en los coches más modernos.

Las ruedas son la parte que tienen un mayor contacto directo con el suelo, y suelen recibir una mayor cantidad de suciedad y polvo durante los trayectos. Por eso es muy importante que si queremos darles un aspecto reluciente debamos hacerles una limpieza de vez en cuando. 

En general con un poco de agua, jabón y desengrasante es suficiente para conseguir unos resultados óptimos.

Para limpiar las llantas de tu coche basta con frotar con un pequeño cepillo o esponja mojadas en agua con jabón o incluso utilizar algunos productos específicos para la limpieza de las ruedas del coche. 

Lavar coche: Limpieza interior de coche

Un habitáculo limpio puede reducir el número de distracciones al volante y habla muy bien de la persona que lo conduce.

Para limpiar las superficies del salpicadero basta con un trapo mojado en agua para limpiar todo el polvo que se suele acumular, pero si queremos entrar a una limpieza en mayor profundidad también podremos aspirar el coche y limpiar la tapicería de los asientos.

Lavar coche: Aspirar coche

A la hora de aspirar nuestro coche podemos optar por utilizar nuestro propio aspirador o acudir a un box de limpieza.

El precio de utilizar un aspirador en un area de servicio o gasolinera suele rondar 1 € por 5-10 minutos.

Antes de aspirar el coche deberemos asegurarnos de que tenemos el vehículo en una situación en la que podamos acceder a todos los puntos del interior del vehículo.

Es muy importante que antes de empezar hayamos vaciado el coche de todos aquellos objetos que puedan entorpecer el aspirado como gafas, llaves, monedas…

Con el coche ya vacío lo siguiente debería ser retirar las alfombrillas para sacudirlas y limpiarlas en el exterior y así poder aspirar por debajo de ellas.

Por último, ya con el aspirador funcionando es muy importante marcarnos un orden de atrás adelante o viceversa para no dejar ningún sitio sin aspirar.

Una vez que hayamos aspirado todo el habitáculo es recomendable mover los asientos o incluso reclinarlos si es posible para llegar a todas aquellas zonas que podamos haber dejado sucias.

Lavar coche: Limpiar tapicería

Con el interior del coche ya aspirado ha llegado el momento de limpiar la tapicería.

Limpiar la tapicería de nuestro coche es un proceso muy sencillo y bastará con un poco de agua y jabón a no ser que haya algunas manchas específicas que ya trataremos en otro artículo.

Para limpiar la tapicería de nuestro coche basta con ir pasando un trapo ligeramente húmedo por toda la superficie interior de nuestro vehículo.

Es muy importante que el trapo no esté excesivamente húmedo si no queremos empapar los asientos y tener que esperar demasiado tiempo a que se seque.

En el caso de que nuestros interiores sean de piel, además de limpiar con agua y jabón deberemos usar de vez en cuando crema hidratante para piel.

¿Cómo puedo limpiar la tapicería?
¿Cómo puedo limpiar la tapicería?

Esto han sido solo algunas técnicas económicas que podemos realizar nosotros mismos a la hora de limpiar nuestro coche pero en el mercado existen diferentes alternativas para limpiar nuestro coche por encargo.