¿Cómo preparar mi coche para el invierno?

 

El invierno ya ha llegado a las carreteras, y consigo trae una serie de peligros extra que pueden provocar  accidentes, si queremos minimizar esta probabilidad, os dejamos una serie de recomendaciones y consejos para preparar el coche de cara al invierno.

 

Mantenimiento de coches en invierno
En invierno debemos extremar las precauciones al volante

 

Durante el invierno aumenta la probabilidad de nieve, hielo y agua, por eso, estar preparados ante estas condiciones atmosféricas nos puede evitar algún susto.

 

Mantenimiento del coche en invierno

 

En general, todas las recomendaciones que daremos en el post, son consejos que deberíamos tener en cuenta todo el año  para un correcto mantenimiento de nuestro vehículo.

Aunque especialmente en invierno, deberemos prestar mucha atención ante las condiciones atmosféricas adversas que se pueden presentar en la carretera.

 

Luces

 

Durante el invierno es más probable que nos encontremos con situaciones de baja visibilidad por niebla, lluvia o nieve, por eso se recomienda revisar encarecidamente las luces antes de la temporada de invierno.

Es vital ver y ser vistos, si podemos, con la ayuda de otra persona, iremos probando todas las luces de nuestro vehículo y cambiaremos todas aquellas que estén fundidas o no luzcan suficientemente.

 

Neumáticos

 

Es importante revisarlos durante todo el año, pero especialmente en invierno deberíamos hacer una revisión en profundidad.

Los neumáticos son la parte de nuestro vehículo que nos mantienen pegados al suelo y dentro de la trazada en la carretera. Durante el invierno podemos encontrar terrenos mojados o con hielo que favorezcan el aquaplaning.

Por ello, recomendamos revisar la presión y relieve de nuestros neumáticos, siguiendo las especificaciones de cada fabricante, pero con un relieve nunca inferior de los 1,6 mm.

 

Escobillas

 

Las escobillas o limpiaparabrisas, pese a lo que mucha gente cree, se deben cambiar cada cierto tiempo si notamos que han dejado de secar correctamente las lunas.

En momentos de lluvia o nieve intensa, un mal funcionamiento de las escobillas nos puede llevar a una mala visión y como consecuencia a un accidente.

 

Líquido anticongelante

 

Como su propio nombre indica, la función de este líquido es que no se congele el motor y se produzcan daños mecánicos, y es especialmente en invierno cuando cuando llegamos a temperaturas inferiores a los 0ºC y hay una mayor probabilildad de congelación.

 

Nivel de gasolina

 

Siempre debemos estar muy atentos al nivel de gasolina si no queremos quedarnos tirados en la carretera pero especialmente en invierno deberemos prestar atención.

Si sufrieramos cualquier avería o nos quedáramos atrapados en la carretera por motivos atmosféricos, especialmente en la montaña, puede que pasemos varias horas sin poder contactar con nadie o poder recibir ayuda. 

Durante el verano, por ejemplo, podemos esperar tranquilamente en el arcén hasta recibir la ayuda necesaria, pero en invierno, con temperaturas bajas, si no queremos morir congelados, estaría bien esperar dentro del coche con la calefacción, y si no disponemos de gasolina suficiente podríamos no contar con esta opción.

 

Recomendaciones generales

 

Además del mantenimiento general y específico anteriormente mencionado, hay una serie de equipamiento que deberíamos llevar encima durante la temporada de invierno.

 

  • Cadenas. Las cadenas nos pueden salvar de una carretera nevada o helada.

  • Raspador de parabrisas. Si tenemos los cristales del coche congelados un simple raspador puede acelerar el tiempo de descongelación y ponernos más rapidamente en la carretera.

  • Pequeña pala. No son obligatorias, pero una pequeña pala si vamos a lugares con nieve puede salvarnos de más de un apuro.

 

Siguiendo todas estas recomendaciones y consejos podrás disfrutar de viajes más seguros y disminuir las probabilidades de accidente.