Volante bimasa: Ventajas y señales de fallo

El volante bimasa es un componente importante en el sistema de un vehículo y desempeña un papel crucial en la transmisión de energía y absorción de vibraciones. 

Conocer sus ventajas y las señales de fallo es fundamental para mantener el buen funcionamiento del vehículo y evitar costosas reparaciones.

Volante bimasa
Volante bimasa

¿Qué es un volante bimasa y cuál es su función?

El volante bimasa es un dispositivo que permite almacenar energía cinética producida por el motor para aumentar la inercia del movimiento y transmitir más energía a las ruedas. Está compuesto por dos masas concéntricas unidas por un rodamiento de bolas y un muelle helicoidal. 

Su principal función es absorber las vibraciones generadas por el motor y reducir los ruidos molestos durante la marcha. 

A diferencia del volante monomasa, el volante bimasa ofrece una mayor comodidad de conducción y protección de los componentes de la cadena cinemática.

La instalación de un volante bimasa en un vehículo ofrece varios beneficios. Proporciona un mayor confort de conducción al reducir las vibraciones y los ruidos generados por el motor. 

Además, protege la cadena cinemática y otros componentes del desgaste prematuro causados por las vibraciones. También contribuye al ahorro de combustible al optimizar la entrega de energía del motor.

Definición y composición del volante bimasa

Consiste en dos masas concéntricas que están unidas por un rodamiento de bolas y un muelle helicoidal. La masa interna se conecta al cigüeñal del motor, mientras que la masa externa está unida al embrague y la caja de cambios.

La composición del volante bimasa permite un movimiento independiente de las masas interna y externa. Esto proporciona una mayor capacidad de absorción de vibraciones y evita la transmisión de ruidos molestos al habitáculo del vehículo.

¿Para qué sirve el volante bimasa?

Una de las funciones principales del volante bimasa es absorber las vibraciones generadas por el motor durante su funcionamiento. 

Estas vibraciones pueden ser causadas por la combustión de los cilindros, el desequilibrio del cigüeñal y otras fuerzas internas del motor. 

El volante bimasa actúa como un amortiguador, reduciendo eficazmente la transmisión de estas vibraciones a la transmisión y al resto del vehículo.

Gracias a su diseño innovador, el volante bimasa es capaz de absorber una amplia gama de frecuencias de vibración. Esto mejora la comodidad de conducción al reducir las molestias causadas por las vibraciones del motor, como la rugosidad durante la aceleración o los ruidos metálicos al pisar el embrague.

Comparación entre volante bimasa y volante monomasa

En comparación con el volante monomasa convencional, el volante bimasa ofrece varias ventajas significativas. 

Estas son algunas diferencias clave:

Volante Bimasa

Volante Monomasa

Mayor absorción de vibraciones

Menor capacidad de absorción de vibraciones

Reducción de ruidos molestos

Mayor generación de ruidos y vibraciones

Mayor comodidad de conducción

Menor comodidad de conducción

Protección de componentes de la cadena cinemática

Menor protección de componentes

En resumen, el volante bimasa es una pieza fundamental en el sistema de transmisión de un vehículo. A diferencia del volante monomasa, el volante bimasa ofrece una mayor comodidad de conducción y protección de los componentes de la cadena cinemática.

Beneficios y ventajas de instalar un volante bimasa 

La instalación de un volante bimasa en un vehículo ofrece varios beneficios. Proporciona un mayor confort de conducción al reducir las vibraciones y los ruidos generados por el motor. 

Además, protege la cadena cinemática y otros componentes del desgaste prematuro causado por las vibraciones. 

También contribuye al ahorro de combustible al optimizar la entrega de energía del motor.

Ventajas del volante bimasa
Ventajas del volante bimasa

Confort de conducción y reducción de ruidos

El volante bimasa es diseñado para absorber las vibraciones producidas por el motor, lo que resulta en una conducción más suave y cómoda. Las vibraciones son un factor importante que puede afectar negativamente la experiencia de conducción, ya que generan incomodidad y fatiga. Al reducir tanto las vibraciones como los ruidos del motor, el volante bimasa mejora significativamente el confort durante los viajes.

Protección de la cadena cinemática y otros componentes

El uso de un volante bimasa ayuda a proteger la cadena cinemática, que incluye la transmisión, el embrague y otros componentes relacionados. Las vibraciones excesivas generadas por el motor pueden causar desgaste prematuro y daños en estos componentes, lo que resulta en costosas reparaciones. El volante bimasa actúa como un amortiguador, absorbiendo las vibraciones y previniendo el desgaste excesivo, lo que prolonga la vida útil de los componentes y reduce los costes de mantenimiento.

Influencia en el ahorro de combustible

El volante bimasa también puede contribuir al ahorro de combustible al optimizar la transferencia de energía del motor a las ruedas. Al reducir las vibraciones y mejorar la eficiencia de la transmisión, se logra una entrega de potencia más suave y eficiente. Esto permite un mejor rendimiento del motor y una menor cantidad de combustible necesario para mover el vehículo, lo que se traduce en ahorros a largo plazo en el consumo de combustible.

Síntomas comunes de fallos en el volante bimasa

Es crucial estar familiarizado con los síntomas comunes que indican fallos en el volante bimasa para poder tomar medidas inmediatas y evitar averías mayores. Estos síntomas pueden variar, pero es importante estar atento a las señales de advertencia. 

Los síntomas más comunes de fallos en el volante bimasa incluyen:

  • Ruidos metálicos al pisar el embrague: Si escucha ruidos metálicos cuando pisa el embrague, esto puede indicar un fallo en el volante bimasa. Estos ruidos suelen ser más audibles al realizar cambios de marcha.
  • Vibraciones anormales: Si nota vibraciones inusuales al conducir, especialmente al acelerar o desacelerar, esto puede ser un signo de un fallo en el volante bimasa.
  • Dificultad para cambiar de marcha: Si tiene dificultades para cambiar de marcha, como cambios bruscos o problemas al engranar las marchas, esto puede indicar un problema con el volante bimasa.
  • Presencia de olor a quemado: Si huele a quemado dentro del vehículo, esto puede ser un síntoma de un fallo en el volante bimasa. Esto puede ocurrir debido al sobrecalentamiento causado por la fricción excesiva.

Si experimenta alguno de estos síntomas, es importante llevar el vehículo a un taller especializado para realizar un diagnóstico adecuado. Los fallos en el volante bimasa no deben ser ignorados, ya que pueden causar daños adicionales en el sistema de transmisión y resultar en reparaciones costosas.

Mantenimiento del volante bimasa

Para asegurar un funcionamiento óptimo y prolongar la vida útil del volante bimasa, es fundamental seguir algunas pautas de mantenimiento y cuidado.

 Lo primero es adoptar hábitos de conducción adecuados, ya que pueden tener un impacto significativo en el desgaste del volante bimasa. Evite acelerar a bajas revoluciones y arranque el motor con el embrague pisado para reducir la carga y el estrés en este componente clave del sistema de transmisión.

Además, es importante tener precaución al realizar modificaciones en el vehículo o reprogramaciones. 

Cualquier alteración en la configuración del motor puede afectar el funcionamiento del volante bimasa y aumentar su desgaste prematuro. 

Si tiene la intención de realizar modificaciones, asegúrese de consultar a un profesional calificado para garantizar que se realicen de manera adecuada y no comprometan la integridad del volante bimasa.

Otro aspecto crucial para mantener en buen estado el volante bimasa es la detección temprana de problemas. 

Estar atento a los síntomas tempranos de fallo, como ruidos inusuales, vibraciones anormales o dificultad para cambiar de marcha, puede ayudar a identificar y resolver los problemas antes de que se conviertan en averías costosas. 

Realizar revisiones periódicas en un taller especializado es una buena práctica para detectar y solucionar cualquier problema en el volante bimasa a tiempo.