Flexicar

Coches Opel Cabrio de Segunda Mano

Encuentra tu Coche de Ocasión Opel Cabrio al mejor precio




Coches Opel Cabrio de Segunda Mano

 

El Opel Cabrio es un descapotable compacto con motor delantero, tracción delantera, dos puertas y cuatro plazas en formato dos más dos.

Pese a su apariencia estrictamente deportiva, en el diseño del vehículo se ha priorizado el confort por encima del comportamiento deportivo en carretera. Por tanto, nos encontramos ante un descapotable pensado para realizar una conducción turística y reposada y no ante un pura sangre de reacciones extremas sobre la calzada.

 

Historia y evolución del modelo Opel Cabrio

 

Tras debutar en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2012, el Opel Cabrio se comercializó exclusivamente entre los años 2013 y 2019.

Un dato interesante es que todas las unidades de este vehículo se fabricaron en la fábrica Opel de Gliwice (Polonia), incluidas las que se venderían más allá del continente europeo: en todo el mundo se comercializaron variantes idénticas del modelo bajo cuatro marcas del grupo GM: Opel Cascada para Europa, Vauxhall Cascada para el Reino Unido, Holden Cascada para Australia y Buick Cascada para Estados Unidos.

La denominación Opel Cabrio se implantó únicamente en España. Y es que, curiosamente, el nombre de ‘cascada’ fue adoptado por los creativos de Opel pensando en el concepto sugerente que evoca ese término en el idioma castellano.

Pero, al parecer, en la dirección comercial española de la firma no sentó bien la decisión y alguien sugirió que el término ‘cascada’ también tiene una connotación coloquial grosera en nuestro país, por lo que decidieron que el coche en España se llamaría Opel Cabrio, un cambio que sin duda podría calificarse de mojigato.

 

Otros modelos de Opel famosos

 

Opel Senator de 1978: El lanzamiento de esta berlina supuso la incursión más exitosa de la marca en el segmento de los grandes vehículos de lujo de cuatro puertas.

Por mucho menos precio que el de sus rivales directos, el BMW 528i y el Mercedes 300 E, el Senator igualaba en comodidad y prestaciones a esos modelos y ofrecía al conductor un nivel de equipamiento muy superior.

Especialmente destacable era la calidad de su insonorización interior, equiparable al de los más silenciosos Mercedes.

Opel Monza GSE de 1983: Sobre la base del exitoso Opel Senator, la marca decidió eliminar las cuatro puertas, rediseñando toda la zaga y convirtiendo el vehículo en un precioso y enorme coupé de atrevido diseño al que denominaron Opel Monza.

El Monza GSE era el modelo tope de gama y contaba con el mismo fiable motor atmosférico de 3 litros y 180 CV de potencia máxima que incorporaba el Senator. Se trataba de un vehículo que mezclaba las comodidades de un sedán de lujo con las exquisiteces y el diseño de un deportivo de capricho.

Con un precio muy asequible en relación a sus rivales directos, el interior del Monza GSE incluía de serie un equipamiento que superaba de largo al de sus competidores, con detalles insuperables como los asientos estilo ‘Recaro’, el techo eléctrico practicable o un sofisticado ordenador de a bordo.

Este vehículo fue un hueso muy duro de roer para sus carísimos rivales, que eran el BMW 628 CSi y el enorme Mercedes 280 S Coupé.

 

Curiosidades de la marca Opel

 

Los primeros coches Opel salieron al mercado gracias al empeño de una mujer: Fue una dinámica mujer llamada Sophie Opel la que decidió comenzar a fabricar coches en 1895, cuatro años después del fallecimiento de su marido, Adam Opel.

Hasta entonces, la familia Opel solo había fabricado y vendido máquinas de coser y bicicletas. La empresa comenzó fabricando artesanalmente en su taller unos pocos coches denominados Opel Patentmotorwagen, la semilla de la marca de renombre mundial que conocemos hoy.

El diseño es uno de los puntos fuertes de Opel desde sus comienzos: A principios del siglo XX otros fabricantes seguían fabricando coches muy primitivos basados en el aspecto de los carruajes de caballos. El saltó a la fama de Opel se produjo con el modelo Opel Doktorwagen, un coche pequeño de línea mucho más moderna que la de sus competidores que incorporaba un motor de 4 cilindros en línea.

Pero lo mejor de todo era su precio de 5.000 marcos del año 1909, mientras que la mayoría de los vehículos del mercado alemán rondaban los 20.000 marcos.

Todos los vehículos Opel y Vauxhall actuales son casi exactamente la misma cosa: Efectivamente, los modelos de la marca británica son gemelos de los de Opel: las únicas diferencias son que se montan en factorías del Reino Unido, que llevan el volante a la derecha y que se sustituyen los emblemas de Opel por los de Vauxhall.

Hasta las denominaciones de los turismos son idénticas. A modo de ejemplo, el Opel Antara es el Vauxhall Antara en Gran Bretaña y lo mismo sucede con los modelos de vehículos comerciales como la furgoneta Opel Movano, que allí se reconvierte en Vauxhall Movano.

El motivo es que, en su día, General Motors prefirió mantener la denominación Vauxhall por tratarse de una marca con mucho arraigo y tradición en las islas británicas. Por lo tanto, en la actualidad allí no se comercializan vehículos de la marca Opel.




¿Aceptas las cookies? Usamos cookies para mejorar la experiencia de usuario